Ana Pastor reconoce el retraso y dice que el traslado a los talleres de Renfe se hará en junio

Visita institucional a los nuevos talleres de RENFE. A.MINGUEZA

La ministra de Fomento, Ana Pastor, ha visitado este martes en Valladolid los talleres de Renfe que podrían comenzar con sus reparaciones en el mes de septiembre.

La ministra de Fomento en funciones, Ana Pastor, ha asegurado este martes que el traslado de la actividad a los talleres del nuevo complejo ferroviario de Valladolid que, ha reconocido, "se tenía que haber realizado hace un tiempo", se iniciará "si todo va bien" el próximo mes de junio, para que en septiembre se empiece a trabajar en las revisiones de trenes.

  

Pastor ha realizado este martes una visita oficial a este complejo, situado en la zona del Páramo de San Isidro de Valladolid, cuyas obras se iniciaron durante la segunda legislatura de José Luis Rodríguez Zapatero y que se encuentran terminadas desde hace algo más de un año pero todavía pendientes de que se pueda iniciar el traslado de la actividad desde los talleres situados junto a la estación de Campo Grande.

  

La miembro del Ejecutivo central en funciones ha recalcado este martes que "es una buena noticia" que los técnicos de Renfe den ya una fecha para el comienzo de los traslados en el próximo mes de junio. "Se tenía que haber realizado hace un tiempo", ha reconocido Pastor, que ha apuntado que falta por "recepcionar" parte de la maquinaria, lo que implica también dar formación a los operarios.

  

Pastor ha recordado que en las últimas semanas se han producido varias reuniones en el seno de la Sociedad Valladolid Alta Velocidad, aunque no ha querido precisar sobre quién aportará los 10,5 millones que se aseguró que se necesitan para completar la recepción de la maquinaria ni si Renfe estaría dispuesta a compensar por la diferencia de valor entre los terrenos de los antiguos talleres y el del nuevo complejo. "Son temas que se debaten en la Sociedad y es ella la que ha ido autorizando todo el curso de las obras", ha matizado.

  

De esta manera, el próximo mes de junio "si todo va bien" se comenzará el traslado de los trabajadores de los talleres al nuevo complejo, con el área de 'bogies' -los bloques compuestos por las ruedas de los trenes- y a continuación el resto de las áreas de mantenimiento, para poder culminar y comenzar las revisiones en septiembre.

  

Según la ministra, se van a hacer revisiones y mantenimiento tanto de trenes convencionales -eléctricos o diésel- como de alta velocidad, para lo cual se prevé ya en 2016 una carga de trabajo de 793.000 horas, mientras que cuando se encuentren a pleno rendimiento será de un millón de horas. Según los datos de Renfe, los talleres van a absorber el 40 por ciento de las intervenciones a los trenes de la operadora.

  

Los representantes de la empresa dependiente del Ministerio de Fomento han señalado también que el complejo de talleres cuenta en su ubicación habitual con 479 trabajadores contratados, más 201 externos procedentes de empresas subcontratadas.

  

"Es el taller más moderno y más tecnológico de España y de Europa", ha aseverado Pastor, quien ha añadido que cuando estén en funcionamiento se convertirán en un "nudo de actividad industrial" para Valladolid, Castilla y León y España.

  

Sobre la advertencia por parte de los sindicatos de que si no se iniciaba el traslado antes del próximo 31 de marzo se perdería un lote de revisiones de trenes AVE S103, la ministra ha considerado que serán los técnicos quienes deban decirlo, pues se trata de unas instalaciones "complejas".

  

Pastor ha recordado que "todos" los trabajadores de los actuales talleres de Renfe tienen "carga de trabajo" en este momento, al tiempo que ha añadido que todas las partes, ella incluida, están interesadas en que funcione "a pleno rendimiento lo antes posible".

   La ministra también ha querido recordar que se ha aprobado la contratación de nuevos profesionales en Renfe, una "muy buena noticia", y ha recalcado que tras el acuerdo en el convenio colectivo "nunca ha habido tanta paz social como ahora".

 

La nave de los talleres ferroviarios suma una superficie construida de 77.000 metros cuadrados dentro del espacio total del complejo (186.500 m2), con una longitud máxima de 420 metros lineales y capacidad de albergar 35 vías en su interior. Dispone también de zona de oficinas, vestuarios, espacio de aparcamientos, depuradora y central de tracción.

  

Como han recordado técnicos de Renfe, por el momento la entrada de los trenes al Complejo se realizará a través del nudo norte, ya que no se ha completado el conocido como 'by-pass' de mercancías, mientras que accederán al interior por vías, pero el movimiento por las distintas áreas de las naves se hará mediante colchones neumáticos. A ello se suman los espacios de Adif (343.300 metros cuadrados) y de Redalsa (171.500 m2).

 

SOTERRAMIENTO

  

En cuanto al proyecto de soterramiento del ferrocarril en la ciudad, Ana Pastor ha destacado que el "diálogo y el entendimiento" entre las empresas de Fomento -Adif y Renfe-, el Ayuntamiento de Valladolid y la Junta de Castilla y León permite buscar "una salida viable" a la integración ferroviaria.

 

"Se están dando pasos en esta dirección", ha añadido Pastor, quien ha querido agradecer la colaboración de la Junta y el Ayuntamiento.

Noticias relacionadas