Tribuna mini Saltar publicidad
Cortinilla bose tribuna va 800x800px file

Alrededor de la Cláusula Suelo hipotecaria

Casi a diario se producen noticias en torno a las cláusulas suelo de las hipotecas. Esta cláusula, que no está declarada como ilegal pero sí como abusiva, hace que los tipos de interés de las hipotecas no bajen pese a la situación actual del Euribor, haciendo que los afectados paguen cantidades muy superiores a las que deberían en sus préstamos hipotecarios.

En primer lugar hay que detectar si la hipoteca tiene o no cláusula suelo. La mayoría de bancos la incluyeron en todas las hipotecas para viviendas firmadas durante el boom inmobiliario. A finales de 2013, con la caída del Euribor, empezaron a destaparse estos casos, ya que el interés nominal de la hipoteca no bajaba de una cantidad fija: el suelo hipotecario. Si tienes dicha cláusula, además de detectarlo en los recibos al estar pagando un interés superior al Euribor + diferencial pactado, en el contrato hipotecario se puede encontrar un texto similar al siguiente:

 

[…]En ningún caso el tipo de interés nominal anual podrá ser superior al 12,5% ni inferior al 3,5%[…]

 

Como decíamos anteriormente, cuando los tipos de interés eran elevados, esta cláusula no preocupaba ni afectaba a las personas, ya que la suma del Euribor y el diferencial firmado siempre era superior al porcentaje marcado por los suelos hipotecarios. Pero todo ha cambiado con la caída de los tipos de interés y, en la actualidad, las personas que tienen esta cláusula suelo en sus hipotecas se enfrentan a cuotas muy superiores a las que deberían pagar.

 

¿CÓMO ELIMINAR LA CLÁUSULA SUELO?

 

En España hay aproximadamente 3 millones de afectados por las cláusulas suelo, de los que 400.000 están en Castilla y León y 100.000 en Valladolid, siendo el ahorro medio para cada cliente castellano y leonés que consiga eliminar esta cláusula de su hipoteca aproximadamente de 8.000€.

 

El proceso para reclamar una cláusula suelo es sencillo, aunque las entidades bancarias intentan complicarlo y disuadir a los clientes para que no tramiten dicha reclamación. A diario se producen sentencias en diferentes tribunales de nuestra geografía dando la razón a los clientes y obligando a los bancos a eliminar esta cláusula abusiva.

 

¿Es necesario demandar para poder quitar una cláusula suelo? La teoría dice que no es necesario. El primer paso es solicitar mediante una carta al banco la eliminación de dicha cláusula. En la práctica, estas peticiones son rechazadas casi en el 100% de los casos, por lo que es necesario recurrir al proceso judicial para conseguir el objetivo.