Alonso: "Es una decisión difícil y muy meditada en la que ha imperado mi amor por Ferrari"

El piloto español Fernando Alonso ha reconocido que abandonar Ferrari ha supuesto "una decisión difícil, pero muy meditada, en la que siempre, de principio a fin, ha imperado" su "amor" por la 'Scuderia' y ha asegurado que ya está mirando "hacia el futuro con mucha ilusión y determinación".

"Hoy no es un día fácil porque, pese a que siempre miro hacia el futuro con mucha ilusión y determinación, al final de esta temporada se cerrará una etapa como piloto de Ferrari. Es una decisión difícil, pero muy meditada, en la que siempre, de principio a fin, ha imperado mi amor por Ferrari. He tenido siempre la suerte de poder decidir mi futuro y ahora vuelvo a tener esa oportunidad; por ello quisiera dar las gracias al equipo, que se ha mostrado comprensivo a la hora de entender mi posición", agradeció Alonso a través de un comunicado en la web de Ferrari.

El ovetense apuntó que en estos cinco años vestido de rojo ha llegado a alcanzar su "mejor nivel profesional", afrontando "grandes retos" que le han "empujado a buscar nuevos límites" sobre los circuitos alrededor el mundo.

"Este lustro ha venido a confirmar, también, mi condición de 'tifosi', si bien en el pasado ya había antepuesto siempre los intereses de la Scuderia a los míos: siempre he elegido Ferrari. Cuando he tenido que tomar decisiones importantes sobre mi futuro, ha sido con Ferrari en el corazón e impulsado por mi amor a esta escudería", reiteró.

En este sentido, se siente "muy orgulloso de lo conseguido a lo largo de estos cinco años". "Gracias al esfuerzo de los hombres y mujeres de Maranello, hemos podido lograr tres subcampeonatos de Fórmula 1, llegando a pelear en dos de ellos hasta la última carrera, incluso siendo campeón virtual durante muchas vueltas", recordó Alonso, que se despidió emotivamente de sus inminentes excompañeros de trabajo.

"Sin duda me llevo, de estos últimos cinco años, algunos de los mejores recuerdos de mi carrera deportiva, además de dejar en el equipo algo más que amigos: familia. Ahora miro hacia el futuro con mucha ilusión, con la certeza, eso sí, de que siempre llevaré al 'Cavallino' en el corazón. Gracias a los que depositaron su plena confianza en mí", finalizó.