Acuerdo para intentar recuperar el San Juan de la Cruz y catalogarlo como edificio protegido

El Colegio San Juan de la Cruz, en Valladolid, podría ser derribado por la Seguridad Social. VTLP

El concejal de Valladolid Toma la Palabra, Manuel Saravia, desafió a la Seguridad Social a presentar ya su proyecto y pidió de nuevo una reunión para tratar el tema. Solo el PP pide la demolición.

Ha sido uno de los temas de la semana pasada en Valladolid y no podía ser de otra manera en el Pleno Municipal del Ayuntamiento. Eso sí, el polémico edificio del antiguo Colegio de San Juan de la Cruz, en Rondilla, tuvo un claro guion en el Salón de Plenos; todos contra el Partido Popular. Mientras que Sí se Puede, PSOE, Ciudadanos y Toma la Palabra se muestran partícipes de tratar de recuperarlo de la Seguridad Social, actual propietaria del terreno después de que el anterior equipo de Gobierno lo intercambiara por una parcela en Barrio España, los populares mantienen su postura de apoyar el derribo para que la Seguridad Social pueda hacer un nuevo centro de Tesorería allí.

 

Eso sí, la evidente postura de los cinco grupos municipales no evitó el agrio y enconado debate. “Ofrecemos dos parcelas, una en la zona de los Viveros en el centro que es regular, amplia, con buena accesibilidad. Y otra, proponemos la vuelta atrás de la parcela del Valle de Arán, en Barrio España. Hemos ofrecido otras alternativas, no hay ningún motivo para que no las acepten. ¿Qué motivos tiene para exigir esta parcela concretamente?”, comenzó defendiendo el concejal de Urbanismo, por parte de Toma la Palabra, Manuel Saravia. Y ahí se lió todo.

 

Ciudadanos, el concejal no adscrito Jesús Presencio, Sí se Puede y PSOE lo tenían claro, y de hecho se trata de una reivindicación que viene de lejos. Si los vecinos quieren utilizar el edificio para usos del barrio, debería intentarse negociar para recuperarlo. Pero la Seguridad Social no parece dispuesta a intercambiar de nuevo el terreno.

 

“Esta propuesta la está haciendo usted, señor Saravia, para lavarse la cara”, hizo ver Carlos Fernández, del PP, dando a entender que el concejal de Urbanismo tan solo se estaba vendiendo delante de los vecinos. “¿Ahora no es importante tener oficinas en el centro, como ustedes defienden con el Campus de la Justicia?”, siguió.

 

La moción presentada en el Pleno por Toma la Palabra, y que acabaría saliendo adelante pese al voto en contra de los populares, dejaba dos puntos en claro. Primero, que se haría todo lo posible por mantener en pie el edificio y que con la aprobación del nuevo Plan General de Ordenación Urbana se catalogaría como protegido. Segundo, instar de nuevo a la Seguridad Social a negociar para que puedan situar su nueva oficina en otra parcela.

 

Finalmente, Saravia quiso lanzar un desafío frontal a la Seguridad Social de manera pública. “Que presenten ya su proyecto, que lo hagan hoy mismo”, esgrimió, dando a entender que por ahora solo se quiere tirar abajo sin tener todavía nada en claro. Y no se quedó ahí el concejal. “También pido una reunión ya con la Seguridad Social para poder tratar este tema e intentar encontrar una posibilidad de intercambio de parcelas”.

 

Lo que sí descartó Saravia desde el primer momento, o al menos quiso echar para atrás en primera instancia, es la sugerencia de la Asociación de Vecinos de La Rondilla, que hace unos días propuso la expropiación del terreno del Colegio y obligara a la Seguridad Social a negociar por un nuevo terreno. “No es tan fácil”, dejó patente. Ahora la pelota sigue en el tejado de la propia Seguridad Social, que por ahora sigue empeñada en derribar el edificio y ya ha solicitado la licencia al Ayuntamiento.

Noticias relacionadas