"Aceptar entrenar a chicos ha sido una locura maravillosa"

El salmantino José Ignacio Hernández, con la medalla de oro (Foto: Facebook J.Ignacio)

El técnico salmantino José Ignacio Hernández, valora así su reciente medalla de oro al frente de la selección española sub16 masculina.

"Psicológica e incluso tácticamente es diferente, pero al final es baloncesto", resume el entrenador salmantino José Ignacio Hernández.

 

El ex técnico de Perfumerías Avenida y Wisla Can Pack ha logrado la medalla de oro en el Europeo de Kiev con la selección masculina sub 16, su primera experiencia profesional con chicos. Hernández se lanzó este verano hacia el reto de dirigir a un equipo masculino en un cambio al que "me costó adaptarme", como él mismo reconoce, aunque "al final lo realmente importante es que es baloncesto", añade.

 

Comenzar a entrenar a chicos "ha sido un reto que me sorprendió. Era un riesgo enorme, pero ahora les agradezco tanto a Ángel Palmi como a José Luis Sáez la confianza que depositaron en mí", reconoce el salmantino.

 

 

Tras cuatro medallas con distintas selecciones, la quinta tiene "un sabor especial porque el nivel de exigencia ha sido altísimo, las adversidades fueron muchas y al final hemos jugado finales cada día, cualquiera nos podía dejar fuera", añade.

 

La Federación Española ha sumado con el oro sub 16 seis medallas en este verano...¿existe un método FEB, por tanto? "Después de 8 años trabajando para la Federación puedo decir que lo que existe son clubes, jugadores y técnicos implicados con una forma de trabajar. Solo así es posible que un entrenador con experiencia en el baloncesto femenino coja un masculino y funcione", dice el salmantino.

 

Sin embargo, tras este último éxito, José Ignacio sigue quitándose importancia: "No me considero pionero de nada, solo me siento un entrenador de baloncesto que ha dado pasos arriesgados que al final espero que hayan ayudado a mi colectivo porque por encima de todo estoy orgulloso de que en España tengamos unos entrenadores extraordinarios".

 

La vida profesional de José Ignacio, que ahora disfrutará de dos semanas de vacaciones, tiene desde el 2 de septiembre una nueva parada: Rivas Ecópolis. Entrenar en España a un equipo que no sea Perfumerías Avenida "será otra experiencia nueva. Desde 2009 cuando me marché de Salamanca he descubierto en mí un carácter aventurero que no tenía". A por una nueva aventura, pues.