A por Osasuna sin Rossi, Óscar, ni Víctor Pérez

El Real Valladolid recibe este viernes a las 21.00 horas al conjunto rojillo con las tres nombradas bajas, pero con las altas de Ebert y Manucho.

Dos victorias en trece jornadas son pocas, no hace falta ser un sabiondo del fútbol para darse cuenta de que si a cualquier aficionado blanquivioleta le 'chivasen' los números actuales del equipo a principio de temporada, este daría por hecho que estaría en descenso. Pero no. El Pucela se encuentra vivito y coleando, fuera de los puestos rojos de la tabla.

 

Eso sí, el encuentro de este viernes ante Osasuna –21.00 horas en Zorrilla- podría terminar en tragedia de no acabar con victoria del Valladolid, pese a que Juan Ignacio Martínez no quiere calificarlo de final. “Las sensaciones son muy buenas tras el parón, pero somos conscientes de que tenemos un partido muy difícil por lo que nos jugamos los dos equipos. Sé que muchos decís que es una final, aunque esto es largo. Simplemente diré que los puntos son vitales tanto para Osasuna como para Valladolid”.

 

Un choque después del parón liguero al que el Pucela llega con sensaciones irregulares después de ganar al Rayo hace cuatro jornadas, empatar después ante la Real, perder frente al Almería y volver a firmar tablas hace dos semanas con el Valencia.

 

“El parón nos ha servido para recuperar jugadores como Manucho, aunque tenemos la mala suerte de Rossi, que está sancionado. Por otra parte recuperamos a Ebert… Son circunstancias que a estas alturas suelen pasar, pierdes a uno, recuperas a otros”, continuó exponiendo JIM, que tendrá que hacer variantes tácticas precisamente por el castigo de la RFEF al italiano.

 

“La salida de Fausto y la entrada de Ebert nos permiten otras alternativas”, ha explicado el alicantino, dejando ver que parece difícil que se repita el trivote de Mestalla. “Más allá de la manera de jugar, tenemos que meter ganas y que sea un partido en el que demos una alegría a la afición. Tenemos que encontrar esa victoria que se resiste en casa”, ha insistido con una sonrisa en la cara.

 

Misma cara de picardía que pone cuando es preguntado por la posibilidad de que juegue Rukavina o Alcatraz en la banda derecha de la defensa. “Me estáis apretando mucho con la alineación, dejadme decírsela antes a los chavales”, sigue el técnico en tono jocoso. Óscar y Víctor Pérez se han quedado fuera de la convocatoria, como era previsible, ambos por lesión, toda vez que Manucho está en perfectas condiciones y Ebert también regresa tras cumplir su partido de sanción. Será Rossi quien se quede fuera por este motivo.

 

Después del entrenamiento suave de este viernes por la mañana, JIM ha convocado a dieciocho jugadores. A saber, Mariño, Jaime, Rukavina, Alcatraz, Jesús Rueda, Valiente, Peña, Bergdich, Baraja, Álvaro Rubio, Sastre, Ebert, Omar, Rama, Larsson, Osorio, Javi Guerra y Manucho.

 

Por supuesto, Martínez también habló de Osasuna, un equipo del que cree que la etiqueta que tiene puesta de peleón le viene como anillo al dedo. “Ellos son como nosotros, como un 80% de equipos de Primera división. Capaz de ganar en Málaga pero perder en casa con el Almería, o de robarle puntos al Barcelona. Es un equipo aguerrido y llega con la misma necesidad que tenemos todos los de abajo”.

 

La mejor noticia para el Real Valladolid llega sin duda de la baja de Oriol Riera. El delantero cumple ciclo de amonestaciones y no ha entrado en la convocatoria que viaja a Pucela. De los diez goles que lleva Osasuna en trece jornadas, cinco han sido transformados por el catalán.

 

Así las cosas, Javi Gracia ha convocado a Asier Riesgo, Andrés Fernández, Marc Bertrán, Arribas, Flaño, Oier, Loties, Damiá, Lolo, De las Cuevas, Armenteros, Puñal, Cejudo, Roberto Torres, Loé, Ariel Núñez y Manu Onwu.