29 proyectos de investigación de la Universidad de Salamanca reciben ayudas

Una investigadora del laboratorio de Xosé Bustelo. DICYT

La Fundación Memoria de D. Samuel Solórzano Barruso financia diversos estudios.

JPA/DICYT La Fundación Memoria de D. Samuel Solórzano Barruso, gestionada por la Universidad de Salamanca, ha concedido sus ayudas anuales a 29 proyectos de investigación de la institución académica. Los beneficiados son proyectos de áreas muy diversas, estudios oncológicos, matemáticos o agrícolas, entre otros muchos.

 

Estas aportaciones, que van desde 750 hasta 7.000 euros, se dividen en tres partes: las destinadas al Centro de Investigación del Cáncer (CIC), las de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Industrial de Béjar y las de otros centros de la Universidad de Salamanca, según la información recopilada por DiCYT.

 

En el CIC, el proyecto que ha recibido una mayor cuantía pertenece al grupo del investigador Xosé Bustelo y está relacionado con el cáncer de mama. En total, ocho estudios de este centro reciben ayudas, otros dos también tienen como propósito avanzar contra los tumores mamarios, mientras que algunos de los proyectos abordan enfermedades raras, como la mastocitosis sistémica.

 

Las cinco investigaciones de la Escuela de Béjar que han resultado elegidas abordan campos diversos, desde los sistemas eléctricos a un material que está en la vanguardia de la ciencia, el grafeno, o estudios matemáticos.

 

Un amplio abanico de investigaciones completa las ayudas de la Fundación Memoria de D. Samuel Solórzano Barruso en esta edición, proyectos de terapia celular en enfermedades neurodegenerativas, sobre contenidos de ciencia y tecnología en Wikipedia, volcanes submarinos, enfermedad inflamatoria intestinal o células madre vegetales, entre otros asuntos.

 

Premios

Por otra parte, Noemí Puig Morón ha ganado el Premio Doctor Moraza en su décima edición, un galardón concedido por la Fundación Doctor Moraza por el trabajo de tesis doctoral ‘Optimización y Análisis Crítico de la Monitorización de Enfermedad Mínima Residual mediante ASO RQ-PCR en Pacientes con Mieloma Múltiple. Comparación con la Citometría de Flujo’, que fue dirigida por Jesús San Miguel Izquierdo, Ramón García Sanz y Marcos González Díaz.

 

Asimismo, la Fundación Vicente y García Corselas ha otorgado sus premios. El Premio de Medicina ‘Dr. Gonzalo García Rodríguez’ ha sido para Emiliano Rodríguez Sánchez, por el proyecto ‘Estudio longitudinal sobre el deterioro cognitivo y la discapacidad en mayores de 65 años en una población urbana’. El Premio de Educación ‘Perfecta Corselas’, para María de los Ángeles Moro por el proyecto ‘Integración de competencias matemáticas en el aula de Educación Física en el primer ciclo de Educación Primaria’. Y el Premio de Pintura ‘Segundo Vicente’ para Carmen Jiménez por ‘Espacios de Actuación’.