Ihernandez original

Protókollom

Isabel Hernández

De Eurovision y otros festivales

 

Reconozco que fui una de las personas que vio el festival de Eurovision desde que empezó hasta el final, y no debería reconocer esto públicamente porque ya me han llamado “frikie” varias veces.

Y no sólo eso sino que me pasé todo el domingo trabajando delante del ordenador (“Descanso Dominical” como decía Mecano) con la música a todo trapo volviendo a escuchar las canciones que más me gustaron; es lo que tiene esto de “youtube” que a los cinco minutos de terminar la gala ya estaba todo colgado.

Me gustó mucho la actuación de Pastora Soler, tiene una potencia de voz impresionante, me gustó mucho la elección de su vestido e incluso el juego de luces y el acompañamiento. Sólo tengo una pega, no me gustó nada como le habían pintado los ojos: tiene unos grandes y bonitos ojos azules que no se veían por el maquillaje que le habían puesto, rasgándole los ojos.

Pero a pesar de eso no conseguimos todo lo que merecíamos, a mí entender por dos razones: la primera es que el sistema de votaciones es injusto y no valora la calidad profesional de los artistas (en esta edición había cantantes y grupos muy buenos. Dejando de lado “las tonterías” de todos los años, este con las Abuelas Rusas, que por no tener no tenían ni gracia).

Y la segunda de las razones es que tenemos que perder el miedo a cantar en inglés. Si hacemos un repaso de los 26 participantes de este año muchos han elegido un idioma que “vende” más discos: desde la ganadora Suecia, pasando por Alemania, Italia, Francia, Chipre o Grecia. Uno de los autores de la canción “Quédate conmigo” fue el encargado de componer el tema ganador, a lo mejor si en vez de cantar eso hubiésemos cantado “Stay with me” hubiéramos conseguido “more twelve points”.

Habrá que ir pensando en que hacemos el año que viene: retirarnos y no participar (sugerencia recibida por facebook), mandar a un Chiquilicuatre cualquiera, hundir la carrera profesional y personal de un gran artista, o cambiar de idioma a ver qué pasa. Se admiten sugerencias.

Una vez defendido el honor patrio reconozco que mi favorita era Loreen y su canción “Euphoria”: me gusta mucho ese tipo de música entre relajada y discotequera, su puesta en escena (aunque mucha gente la haya considerado rara, también comentario de “face” que parece la Biblia), su aire enigmático en los gestos y en la vestimenta (impregnado de cultura árabe, ya que la cantante tiene ascendencia marroquí). Seguro que se convierte en canción del verano, desde el sábado puede que la haya escuchado quinientas veces, os la dejó para que disfrutéis.

Tenía otras dos apuestas, no porque las canciones fueran buenas sino por el marketing: dos chicas sexys, jóvenes, con canciones cantadas en inglés y ritmo discotequero.

La primera es la representante de Chipre, una chica de 18 años (aunque aparenta veinte más), morena con labios carnosos, pintados de rojo (el color que más se vende de barras de labios en épocas de crisis), vestido corto y piernas torneadas (todavía no le han obligado a adelgazar), canción insulsa pero pegadiza. Os dejo un vídeo de la canción en la que aparece como blancanieves, divertido y con príncipe azul, si queréis ver su actuación real (se la ve más las piernas, bueno y todo) buscarla en Internet.

Y la última de mis apuestas, otra canción en inglés, con una chica jovencita, boca de pato (tiene una sonrisa que le llega de oreja a oreja), contorneos muy sensuales, y conjugan tradición y modernidad (la coreografía era un Sirtaki o mejor dicho Danza de Hasapiko con toques discotequeros). En este caso los griegos preferían no ganar, porque no sé quién pagaría el sarao del año que viene, no creo que Ángela estuviera dispuesta.

Otros festivales

Los otros festivales de los que os quiero hablar no son de música sino de los muchos “saraos” protocolarios que nos han brindado hoy los telediarios. Pero como estamos hartos de noticias malas he preferido dejarlos para el final, después de haber bailado un poco.

  • La primera de ellas es que el Rey recupera su agenda de trabajo. El primero de los actos a los que acudirá será la celebración del Día de las Fuerzas Armadas en Valladolid, el próximo sábado 2 de junio. Al día siguiente inicia un viaje que le llevará por Brasil y Chile para reforzar las relaciones sobre todo con el primero de ellos; y que servirá de preparación para la Cumbre Iberoamericana que se celebra en Cádiz en octubre.
  • España ha expulsado al embajador de Siria y tiene 72 horas para irse (bueno ya alguna menos, porque empezaron a contar sobre las 12 de la mañana). Es una respuesta al ataque que el Gobierno Sirio realizó el pasado viernes en la ciudad de Hula, matando a civiles entre ellos varios  niños. Ha sido una acción conjunta realizada por varios países como EE.UU., Francia, Italia o Reino Unido.
  • Y con este último, aunque estemos de acuerdo en lo de Siria, seguimos teniendo problemas con Gibraltar. El Ministro de Asuntos Exteriores ha estado hoy reunido en Londres con su homologo inglés para resolver las cosas. Y aunque la reunión ha sido distendida veremos a ver qué pasa mañana con los barcos españoles que intentan pescar en la zona.
  • Para cerrar el blog de hoy os traigo otro vídeo, esta vez de la “pillada” de una cámara a Rubalcaba. En las imágenes habla de la “traición” de una de sus colaboradoras filtrando datos relacionados con Bankia. Ahora dirá que los periodistas son los malos, pero lo que tiene que hacer la próxima vez es ser más discreto, bueno y sobre todo elegir bien a su “gente de confianza”

“Stay with me” hasta la semana que viene

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: