Ihernandez original

Protókollom

Isabel Hernández

Al final ganamos en tablas

 

El Barça Madrid del 7 de octubre de 2012

Que el Barça y el Madrid se enfrente en un clásico cada vez es más habitual; en los últimos dos años se han enfrentado el Liga, Champion, Copa del Rey y Supercopa€Śno sé si me olvido alguna competición en cuanto al fútbol se refiere, que en otros deportes ya ni entramos.

Pero lo que no es habitual es ver un estadio de fútbol convertido en un mitin por el independentismo de Cataluña, con un estadio convertido en una gran bandera y algunas personas del estadio gritando independencia en el minuto 17:14 (que hace alusión al año 1714, después de que España firmará el Tratado de Utrech, ya os hablé de él cuanto tocamos Gibraltar).

Lo primero que diré es que el fútbol y la política deberían separarse, esta mezcla es algo explosiva. Y es que los dirigentes del Fútbol Club Barcelona (El Barça) deberían saber que tienen muchos más seguidores españoles que catalanes.

No entiendo mucho de matemáticas pero si de las 46 millones de españoles podemos decir que 1 de cada 3 es del equipo blaugrana, estamos hablando que 15,33 millones españoles son del Barça. Mientras que en Cataluña tenemos 7.539.618  habitantes, algunos del Madrid. Por tanto, hay más aficionados del Barça en España que en Cataluña.

Si a eso le sumamos que en los últimos años han ganado muchos seguidores fuera de nuestras fronteras, por sus campañas y por la calidad de su fútbol (si alguien me pregunta diré que he dicho esto bajo amenazas jajaja). La gente que ve un Barça-Madrid a lo largo y ancho del mundo, lo sigue por lo que se hace en el campo y no por cuestiones políticas.

Por tanto, tomen nota y no pierdan el norte.

Cuestión de banderas

Los que me conocen saben que tengo una obsesión por cambiar banderas de sitio: voy a un hotel y las nuevo, a una rueda de prensa y cambio mástiles antes de que la gente se siente, y me gusta decir a la gente que una bandera es algo mucho más importante que cualquier Jefe de Estado y de Gobierno. Porque la bandera de cualquier país representa la soberanía del pueblo, a todos sus habitantes y no a sus dirigentes.

Pero en España no le damos la importancia que tienen porque no se nos ha enseñado lo que representa, y hasta que no hemos ganado varias competiciones de fútbol (otra vez el balompié) no era digno llevar nuestra bandera porque te podían llamar facha.

Eso no ocurre en otros países y como ejemplo pondré algo ocurrido en la vecina Portugal: el pasado día 5 de octubre celebraban la proclamación de la República hace 102 años, y en el Ayuntamiento de Lisboa se izó la bandera al contrario. Al día siguiente el Alcalde de la ciudad envío una carta al Primer Ministro Portugués pidió perdón públicamente por el ultraje cometido; y una asociación les ha puesto una denuncia a ambos por no respetar el máximo símbolo de un Estado.

En España esto no ocurre, ni creo que ocurra en mucho tiempo, porque no se nos ha enseñado desde pequeños a respetar la bandera. Por eso, me hace gracia que el €œCampo Nuevo€ (es que no sé catalán) se llene de banderas de ÂżCataluña?

No, no se trata de la bandera de Cataluña sino de la Bandera del Reino de Aragón, ya que Cataluña nunca ha llegado a ser Reino, ni País, ni Nación; a lo máximo que ha llegado ha sido a ser Condado. Por tanto, no sé de donde les viene esa vena nacionalista si nunca han sido nación.

Así que a partir de ahora lo único que debería ondear en las gradas del €œCampo Nuevo€ son las banderas del Barça, que con esa seguro que si que hacen €œnación€, ya que tienen muchos millones de seguidores (aunque nunca llegarán a superar a los del Madrid, jajaja).

Bueno no discutiré de fútbol que al final quedamos en tablas 2 Cristiano- 2 Messi (un portugués y un argentino, ninguno ni español ni catalán).

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: