Miguel navarro original

Por tierra de campos

Miguel Navarro
Blog de Miguel Navarro

En tiempos de tribulación, no hacer mudanzas

Ya lo decía San Ignacio de Loyola que en tiempos de tribulaciones, lo mejor es no hacer mudanzas. Y aunque el fundador de la Compañía de Jesús se refería a resistir los embates de los poderes terrenales, es una idea que deberían de tener muy en cuenta nuestros políticos en su que hacer diario

Peñaranda de Bracamonte, como otros muchos municipios, y su Ayuntamiento como otras muchas instituciones, deberían tener más en cuenta la frase de San Ignacio de Loyola en la que afirmaba que en tiempos de tribulación, no hacer mudanza. 

 

Y es que, por desgracia, estamos acostumbrados a que nuestros políticos, e incluso en nuestras empresas cuando llega un director nuevo, se afanan en cambiar cosas para que la opinión pública o el consejo de administración de la empresa se percaten de que hay aires nuevos. Sin embargo, las cosas que funcionan bien no habría que cambiarlas sino que habría que mejorarlas. 

 

En el ámbito local, que más conozco, se han producido algunos cambios que con el paso de los años nos hemos dado cuenta de que no han sido todo lo bueno que se esperaban. Por ejemplo, cuando se cambió el Fondo municipal del Libro de texto, que sin duda era mejorable, pero unos años después, las AMPA de los colegios han creado sus propios fondos de libros. 

 

O qué decir de la gestión de la venta de entradas y abonos de los espectáculos teatrales en Peñaranda que antes era gestionada por la Fundación y que pasó a ser coordinada por el Ayuntamiento. Seguro que la crisis económica y la peor calidad de los grupos teatrales tienen que ver con la disminución del número de espectadores. 

 

Y aunque estos son sólo dos ejemplos, seguro que todos conocemos muchos más donde se el dirigente de turno ha modificado proyectos o actividades, intentándolo hacerlo mejor, y a la par diferenciarse de su antecesor, pero que al final el objetivo ha sido el contrario. 

Comentarios

peñarandino 21/12/2013 14:53 #1
por supuesto que todo es mejorable, el problema es cuando el odio anda por medio y se quiere borrar lo anterior y no mejorarlo y los que pierden somos los ciudadanos

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: