Noemi fuentes original

¡Leamos!

Noemí Valiente
Blog de Noemí Valiente sobre la lectura de libros

Bookcrossing en Ávila, un experimento (1)

El intercambio de libros no es una práctica demasiado extendida en nuestra ciudad

 

Pero no vamos a intentar aquí analizar las causas. Ni a compararlo con otras ciudades como Madrid o Barcelona ni con otros países. No. Basta de análisis y PASEMOS A LA ACCIÓN.

El capítulo 1 de mi novela recién publicada "Encuentros con la casualidad" comienza   con la pérdida de los comprobantes de un premio en un punto de intercambio de libros de un transporte público. Como buena rastreadora de casualidades, los puntos de intercambio me atraen porque son un modo de anudar tiempo y personas, de tentar a que algo suceda.

 

Hoy martes, a mediodía, dejaré un libro en la marquesina de autobús que está junto a la floristería de Don Zoilo, en la avenida Juan Carlos I. ¿Qué os parece?

 

Se trata de uno de los Best-Sellers del último año, "El tango de la guardia vieja" de Arturo Pérez Reverte. Ha estado durante semanas entre los 5 más vendidos en nuestro país. Yo ya lo he leído. Y no creo que vuelva a hacerlo. Así que lo dono gustosa en favor de este experimento.

En la portada le pondré un post-it, con unas instrucciones, indicando que el libro busca destinatario, que no está perdido. Por dentro, tras la solapa, aparece mi nombre en calidad de primera dueña.

 

Bien. Así iniciamos la prueba. Y estas son las reglas del juego:

  1. Alguien encontrará ese libro. Lo llevará a su casa. Y me encantaría que se tomase la molestia de poner una nota en este Blog. Si le está gustando, si le molestan mis anotaciones escritas en los márgenes, a veces con no tan buena letra.

 

  1. También puede anotar su nombre debajo del mío y los comentarios que le apetezca compartir con el siguiente lector.

 

  1. Cuando lo lea, no lo dejará destinado al polvo de su librería. Lo devolverá, con la nota "Libro para intercambio", al mismo sitio en el que fue encontrado.

 

  1. Avisará del punto 3) en este Blog.

 

Me gustaría que éste fuese sólo el primero de los libros. Repasad vuestras bibliotecas y librerías de salón. Si un libro no vais a volver a leerlo, ¿no se merece un destino mejor que el abandono y olvido? Tendemos a acumular objetos que ya no usamos.    Eso es poco inteligente, compiten con nosotros por nuestro espacio. Si se ha leído     bien, el libro ya habrá pasado a formar parte de nosotros. Por supuesto que habrá libros de los que no queramos desprenderemos, a los que nos guste volver de vez en cuando o que algún día queramos releer. Esos no entran en este juego. Pero, ¿y el resto?

 

Que los libros viajen, que se muevan. Quién sabe las vidas que podrán conectar, las cadenas de casualidades que pueden desencadenar. Y si vamos más allá, en una segunda fase, se pueden comentar esos libros aquí, o incluso crear otro blog donde cada lector manifieste sus impresiones. Un grupo de gente que intercambia y lee los mismos libros y los comenta en tribunaavila.com. Ya lo iremos pensando entre todos.

 

También podéis elegir vuestro lugar y crear un punto de intercambio. Anunciadlo aquí. ¿Os imagináis un punto de intercambio en cada barrio? ¡Qué delicia pasear por una ciudad sembrada de libros, al alcance de cualquier mano!

Comentarios

Autora 26/06/2013 11:13 #2
Esa es la idea. A ver si tenemos suerte c la persona que lo recogió. De todos modos la próxima semana dejaré otro libro en el mismo sitio. Y si alguien se anima a desprenderse de alguno, ya sabe lo que tiene que hacer
lectora 25/06/2013 22:46 #1
Me parece una idea genial, ojala la persona que lo haya encontrado siga las reglas del juego y después de leerlo vuelva a dejarlo en el lugar donde lo encontró y que haya más gente que se decida a dejar más libros.

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: