Blog autor

La Mala María

María Sáez

Imagen versus Currículum

 
¿Vale más una imagen que un currículum 10?
  • Primer/a candidato/a: licenciatura, dos masters, tres idiomas, buena experiencia profesional, vamos, un currículum 10.
  • Segundo/a candidato/a: licenciatura, un master, dos idiomas y poca experiencia profesional.
  • Tercer/a candidato/a: lincenciatura sin finalizar, no tiene postgrado, habla malamente inglés y no tiene experiencia profesional.


Tres perfiles bien distintos ¿verdad?.

Sin ver una imagen tendríamos totalmente, a priori, claro cuál sería nuestra persona seleccionada. Pero...y si viene acompañada de una foto. ¿Y si esa foto del candidato con más méritos académicos y profesionales no encaja con los parámetros sociales establecidos?, porque no nos engañemos, esos parámetros o cánones de belleza existen y se aplican a la hora de la selección de personal.

Estoy segura, aunque lametándolo mucho, que si la segunda o la tercera candidatura vienera acompañada de una imagen que sí se adaptase a esos “requerimientos” estilísticos, que hoy en día están vigentes, tendrían muchas más posibilidad de acceder al puesto de trabajo que la candidatura número uno.

Y es terrible, y sin embargo real. Lo estamos viendo cada día a nuestro alrededor, y sobre todo con las mujeres, y por si fuera poco nos lo quieren envolver con excusas y “valores añadidos profesionales” que ni el que los vende se los puede creer.

Muy claro ejemplo lo tenemos ahora mismo con la moda de las mujeres periodistas deportivas. Que no digo yo que no valgan, ni mucho menos. Pero oye, que casualidad que todas son monísimas de la muerte...¿no habría ninguna candidata con mejor CV pero más feilla?...estoy segurísima que sí. Pero claro, vende menos. Una de ellas, bien conocida por todos, no tiene ni siquiera la carrera de periodismo terminada, y es que ha estado muy liada hasta ahora trabajando...claro, seguramente que a mí con la carrera terminada me hubieran dado las mismas oportunidades...Ja, ja, ja...Ni de coña.

Estoy ya muy harta de esta situación. Harta de que tengamos que luchar muchísimo para conseguir un puesto de trabajo. Tener mil títulos, idiomas y experiencia para que al final prime la imagen. Y es que esto va a más y no a menos. ¡Basta ya!

¿Cuándo se nos va a considerar por lo que valemos y no por lo que se ve a primera vista?
¿Buena formación o buen cirujano y asesor de imagen?
¿Hasta cuándo vamos a tener que soportarlo?

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: