Monaguillo original

Gazpacho y Cilicio

David Monaguillo
Blog de David Monaguillo. Autor de Pecados del Monaguillo.

GastroTERRORismo€Ś

Hay ciertas épocas del año en las que siento un especial ridículo como español y una desmedida vergĂźenza ajena, al ver como intentan acorralarme con decenas de gastroesperpentos. La manía de desprestigiar y de considerar casposas nuestras costumbres de siempre, llega a cotas difícilmente superables el 1 de Noviembre; esa fecha que los maduritos conocen como el Día de todos los Santos, pero que para las nuevas generaciones ya es Halloween.

Somos un país con cierto complejo de inferioridad, que a las primeras de cambio, suele renegar de lo suyo y que para sentirse moderno, necesita importa tradiciones de otros sitios, convertirlas en moda  y usarlas sin control hasta el punto de quemarlas, al más puro estilo número 1 en la lista de los 40 principales.

Así que como durante estas semana vais a estar  sufriendo continuos ataques, con el objetivo de colonizaros el espíritu patrio, yo voy a €œhacerme un Wert€, para tratar de abordar cualquier fisura en vuestro sentimiento español.

Para ello, os he preparado un top-4 de las mamarrachadas que durante estos días encontrareis en blogs de cocina, en los minutos de la basura de los telediarios y en los escaparates de muchos sitios €œpintones€. Una vez advertidos, tendréis más fácil no caer en la tentación.

Antes de nada, me gustaría advertiros de que esas cosas naranjas y gordas como la cabeza de Don Pimpón, a las que sacan la carne para meterle un vela de iglesia y a las que le hacen ojos y boca como de muñeca hinchable tétrica, se llaman calabaza y se comen.  En el caso de que ya lo supierais, no estaría de más, que se lo dijeseis a vuestros niños, porque para ellos posiblemente sean solo un juguete.

  • En el número 4 y con toda la grima del mundo, se colocan las terroríficas arañas; siguiendo el ejemplo de Mr Potato, al cuerpo -una galleta Oreo-, se le superponen unas patitas hechas con tiras de gominola y unos ojos, que en su versión original son lacasitos y  que en la de marca blanca, podrían llegar incluso a ser pegotes de tipex. Ocupan un puesto más bajo, porque a algunos se les va la mano con los complementos y en vez de arañas parecen nécoras.

 

  • En el 3 y con muchísimas variantes en su composición, se sitúan los espeluznantes dedos de bruja; una suerte de masa moldeada con forma dactilar, a la que se le coloca una almendra a modo de uña, pero que como va horneada, a veces queda negra y el dedo termina pareciendo de mecánico. Desde el respeto más absoluto, propongo que amplíen lo del dedo y hagan una réplica completa a lo Santa Teresa de Jesús.

 

  • En el número 2 y rozando la gloria os propongo la escalofriante Frankfurt, momificada a base de hojaldre del Lidl. Para darle más realismo y que la gente lo pase mal, podemos asestarle un par de puñaladas traperas y cubrirlas con ketchup, así el susto será un poco más agridulce. No se si me angustia más la visión del plato terminado o la propia composición de la salchicha.

 

  • Mientras que las tres anteriores -al igual que la típica película de terror cutre, en la que a los zombies se les ve la cremallera- , más que miedo me daban risa, el primer puesto se lo han ganado a pulso los cupcakes y las tartas fondant, porque además de pavor, también me dan un poco de asco.

 

Y es que si a mi manía persecutoria contra esa sinrazón de añadir grasas y azúcares innecesarios, le sumamos el Pin y Pon tétrico que se monta encima de la magdalena o tarta, lo de los pelos de punta está más que asegurado. Los podemos encontrar con  vísceras, cerebritos, gusanos, Hello Kittys con el lacito mutilado o Bob esponjas con las cuencas de los ojos, como si hubieran visto la filmografía de Garci del tirón, pero siempre con un nexo común, ser recetas prácticamente incomestibles; y lo dejo ya, porque se me acaban de picar dos muelas al escribir el último párrafo.

Informaros también de que si este post no surte efecto, volveré la próxima semana con la segunda edición. Además tampoco descarto endurecer mis movilizaciones y presentarme en Time Square vestido de Fallera, a ver si a ellos también les gustan nuestras costumbres.

Por cierto, se rumorea que algunos locales servirán durante esta semana sus Gin tonics en calabaza.

Amén.

 

Twitter: @DavidMonaguillo

E-mail: pecadosmonaguillo@gmail.com

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: