Cabero original

En abierto

Enrique Cabero
Blog de Enrique Cabero. Portavoz de PSOE Salamanca

Nuevo curso

Se ha inaugurado el curso escolar o académico 2012-2013. En el ámbito escolar se le conoce como el “curso del táper”, en el universitario empieza a calificarse como el de los “sustanciadores”, en homenaje a una profesión que se recuerda aún por los mayores del lugar. Los sustanciadores recorrían hace decenios pueblos y aldeas con huesos de jamón para ofrecer la introducción de uno de estos en la olla durante unos minutos y dejar sustancia suficiente (o no, vaya usted a saber) en el caldo.
Decía hace unos días un vicerrector acertadamente, acudiendo a la mejor didáctica para explicar qué podría suceder en la Universidad si se siguen sucediendo recortes en su financiación y supuestas reformas en tropel, que la situación sería especialmente difícil porque se ha llegado ya al hueso del jamón. En el marco de los programas de calidad de los que tanto habla el Ministerio de Educación y la Junta de Castilla y León, y por los que nunca han hecho tan poco (nada realmente si se exceptúan las decisiones que contradicen e imposibilitan los objetivos), habrá de introducirse la contratación de “sustanciadores académicos”, encargados de llevar el hueso de jamón de facultad en facultad, de escuela en escuela, de departamento en departamento, para que esta Universidad multisecular sobreviva.

Esperemos que al menos el hueso sea de jamón ibérico de denominación de origen Guijuelo, vitola que ha dado prestigio y, al mismo tiempo, ha difundido y popularizado los productos cárnicos del cerdo ibérico, aunque el Ministerio de Agricultura se proponga ahora cambiar su norma reguladora porque el ministro quiere redefinir lo que es ibérico y lo que no poniendo en peligro este importantísimo sector económico y empresarial salmantino. A ver si nos van a dejar sin jamón, sin hueso, sin universidad, sin hospital de referencia (de esto hablaremos otro día), etc. Lo que nos faltaba. Si en Salamanca fuéramos malpensados, podríamos concluir que han decidido hundir los elementos esenciales de nuestra economía. ¿Qué les habremos hecho?

Debe insistirse en este inicio de curso en la importancia de la Educación en las sociedades avanzadas para la igualdad, el bienestar, la protección de la familia y el empleo. También conviene remarcar en este punto la naturaleza estratégica de la Educación no universitaria y de la Universidad en Salamanca, tanto en la creación directa de empleo, como en la dinamización económica y empresarial, principalmente del sector servicios, fundamental en nuestra economía productiva local. Reitero que en Salamanca la Universidad es más que una institución de Educación Superior, pues funciona como una de las empresas más relevantes y como uno de los referentes básicos de su imagen y proyección nacional e internacional. No cabe duda de que un nuevo recorte en el presupuesto de la Universidad de Salamanca seguirá generando efectos muy negativos en la actividad empresarial local.

Lo mejor del inicio del curso ha sido “La invención de las palabras”, sabia lección inaugural de Gregorio Hinojo, grande entre los grandes profesores salmantinos.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: