E blazquez 80x111 original

EL JARDÍN DE HÉRCULES

Eduardo Blázquez

ESPEJO XI. VOLAR/AHOGARSE

Epejosnarcisus detail

El espejo de aguas oscuras define los deseos ocultos de los enormes espejismos de la mitología que, ante Narcissus, imponen el reflejo de la diferencia al borde de las aguas sin luz. En el reino de Tim Burton, se contraponen los reflejos multiplicados de la belleza apolínea que, enfrentada a la belleza anamórfica-dionisíaca, se manifiesta en Burton desde el vuelo de Ícaro sobre los espejos helados de Eduardo Manostijeras que, en la morada en Ruinas, narra las secuencias de una leyenda de espejismos ambivalentes: el reflejo non-finito.

 

 


Milena Martínez analiza en su tesis doctoral las iconografías de lugar en el cine, para invitar al vuelo de los cambios de ritmo, para resolver los interrogantes del recodo de ficción del espejo. Ante la dualidad de volar/ahogarse, bajo el espejo/agua, entre luz/oscuridad, llegamos al eclipse que, entre las velas y la tijera-espejo, nutre la quimera de Cástor y Pólux:

 

         


“El espejo en el arte ha sido uno de los elementos más poderosos de la iconografía. Es símbolo, según Cirlot, de lo femenino y lo lunar. Con el mito de Narciso se relaciona directamente con el agua y su capacidad reflectora del universo. El espejo, como objeto, es continuamente poetizado en el cine, en la pintura y en la fotografía. Es un reflejo en el que contemplarnos, y por tanto, de reconocernos.  

 

DUANE MICHALS, Narcissus, 1986.


Su primera función sería como espacio catalítico de emociones internas. Ante el espejo, nos disfrazamos, nos engañamos, jugamos, para finalmente, encontrarnos. Aunque el espejo nos muestra la realidad “reflejada” tal cual, en realidad, nos vemos invertidos y por eso se juega constantemente con él como símbolo de contraste. En muchos casos, por tanto, es fuente de contraposición entre mundos o realidades.

 

 

 

 

 

 

El espejo en la película de Eduardo Manostijeras, contraponiendo el mundo urbano de la ciudad y la mansión siniestra. TIM BURTON (1990).


El espejo tiene una relación muy estrecha con la fotografía, por que está en su propia maquinaria o naturaleza de lentes y espejos. De hecho, uno de los espejos más famosos de la literatura – cuya función es la de portal entre mundo real y fantástico – proviene de la fotografía. Es el de “Alicia a través del espejo” de Lewis Carroll, quien además de reverendo y escritor fue un importante retratista. Juan Antonio Ramírez dice que, sin embargo, la permanencia de la imagen fotográfica refleja la fugacidad de la vida, pero la imagen vista en el espejo inmortaliza ya de alguna manera (enmarca y aísla) lo heterogéneo y cambiante de la realidad” (MILENA MARTÍNEZ BASALO, cineasta)

 

 

Comentarios

Juampa 01/01/2014 12:08 #1
Pequeñas pinceladas que nos ilustran

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: