Merchan original

El blog de Merchán

Luis Alberto Merchán
Blog de Luis Alberto Merchán

Plaza mayor, plaza del mundo

El oro de la plaza es un oro viejo, un oro que ya ha visto Salamanca hace ya muchos años. El oro de la Plaza en las mañanas neblinosas, o en aquellas de chubasco y humedades, se oscurece, se hace más de bronce y se entristece. Pero la luz de la tarde,en una lucha que es eterna,borra, refulgiendo, las negras sombras. La Plaza, en esos momentos, se enseñorea de nuevo de la ciudad luciendo, orgullosa, la totalidad de su belleza.
El oro de la Plaza se ha fundido después de tantos años con el espíritu de tantos salmantinos lígrimos que la han sentido y que la han amado. Pero también con el de aquellos otros que, siendo forasteros por nacencia, vivieron y murieron charros de conciencia. Don Miguel.

Son ya más de doscientas cincuenta primaveras de agradables paseos en tus soportales. Más de doscientos cincuenta estíos en los que la piedra caliente de tu suelo invita a la calma y al sosiego. Más de doscientos cincuenta los otoños en los que la luz del atardecer dibuja en el alma de por quién por ti camina tu filigrana prodigiosa pero triste. Y son más de doscientos cincuenta los inviernos en que tus paredes protectoras han acogido en su seno a sus hijos como acoge el seno de una madre a los suyos, nutriendolos de hogar y de calma.

Y la Plaza, corazón de Salamanca, confluencia de sus calles más alegres, no sólo es el centro de los salmantinos, ni el de Castilla, ni aún el de España entera: es el centro del mundo y de la belleza.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: