Merchan original

El blog de Merchán

Luis Alberto Merchán
Blog de Luis Alberto Merchán

El terrorismo no es política (II parte) a mi pesar

Escribía la semana pasada que el terrorismo no es política, que nunca lo ha sido y que en un país serio y que se respeta, nunca lo podrá ser. Y todo eso lo decía antes de que saltara a la palestra la llamada Conferencia de Paz de San Sebastián en la que unas personas que no tienen ni puñetera idea de lo que ha sido el terrorismo etarra en España han venido, advenido quizás debería decir, en vista de lo que los esperaban algunos, y no solamente los batasunos, a impartirnos su buenista y vomitiva doctrina. Esa doctrina abyecta por la que en este “conflicto”, en esta “guerra” todos van a tener que ceder, en pie de igualdad, para lograr la ansiada “paz”.
En palabras llanas, de esas que entiende todo el mundo; que la Nación española y que sus más lígrimos representantes, lo mejor que ha dado nunca, las víctimas del terrorismo, deben doblegarse de nuevo ante las serpientes etarras para que estas obtengan los réditos que siempre han buscado, a saber: la segregación del País Vasco en contra de la mayoría de la población, la anexión de Navarra a su demencial proyecto político y, en definitiva, la perpetua humillación de los que no opinan como ellos, la mayoría de los vascos, por cierto.

Que esto nos lo digan unos famosos de atrezzo, unos individuos que han venido aquí a que les cayera la sopa boba de cientos de miles de euros (si no de millones) por poner su cara(dura) bonita, es indignante. El uno, antiguo secretario general de la ONU, sobre el que recayeron graves acusaciones de corrupción, otro, exprimer ministro de Irlanda, del que también se habló de sus vinculaciones con la corrupción y que dejó sembrada la crisis irlandesa de hace unos años que luego se tragó su sucesor, otro más, el equivalente de los batasunos en Irlanda. ¿Qué hemos hecho para merecer esto? Sobre todo ¿qué han hecho las víctimas para soportarlo?. Por cierto ¿opinarán algo sobre esto los quinceemistas?

Y el PSOE vasco, con su presidente, Jesús Eguiguren a la cabeza, de palmero de toda esta farsa. ¡Qué bajo se puede caer! Igual no tanto, ya que, si allí estaban será porque en algo les interesaba. Incluso cuando el propio Eguiguren da coartada a Patxi López criticándolo públicamente, que no somos tan tontos como para dejarnos engañar. Todo esto da asco, la verdad.

Lo único que nos queda a los ciudadanos de verdad, a los que todavía creemos que la Nación somos nosotros y que sólo nosotros nos salvaremos del desastre si tenemos voluntad para ello, es apoyar a las víctimas para que, al menos, su dolor no quede convertido en un eco inaudible en medio del desierto de la indiferencia. Una vez más tendremos la oportunidad de estar con ellas, de arroparlas, de quererlas, de darles el respaldo que algunas autoridades de este país les niegan con una indignidad impropia. Nunca las dejaremos solas, siempre estaremos con ellas. De ello de pende, sin duda alguna, nuestra redención como Nación y como Sociedad digna.

¿No estás de acuerdo conmigo? Me parece estupendo, si quieres debatir sobre este u otros asuntos podremos hacerlo en la línea de comentarios de ahí abajo.

Si prefieres hacerlo en privado

blogdemerchan@gmail.com

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: