Vholgado 80x111 copia original

De todo un poco…

Vidal Holgado

Pujolones

Así los llaman ahora algunos, se supone que por su rima con Corleones, o también con otra palabra acabada en ones y que no es leones.


Lo cierto es que el asunto es de una enjundia descomunal, no solamente por las cifras que se barajan, sino por su extensión en el tiempo y por la cantidad de gente que estará implicada, por extorsionadores y por extorsionados, además de cómplices y toda clase de colaboradores y consentidores, a poco que se piense se llega a la conclusión de que el asunto salpica prácticamente a todos los gobiernos de la democracia, incluido Suarez, que en gloria esté, porque a estas alturas quien va a creer que no lo sabían, otra cosa es que acallaran los informes de la policía y órganos de inteligencia, amén de los jueces y fiscales a quien también habría que pedir cuentas.


Cuesta creer que tamaña faena sea posible y durante tanto tiempo, seguramente este es el resultado de una Ley Electoral que es una patata y que facilita que un partido regionalista y minoritario llegue a poseer la llave del gobierno de una nación y la utilice, no ya en beneficio de la región y del propio partido y en detrimento de los demás, que ya es bastante grave, sino en provecho propio de sus dirigentes, que nos conformaremos con decir que no tienen conciencia, agarrando por los cataplines al partido que gana unas elecciones sin mayoría absoluta, y al que está visto chantajean hasta con amenazas de separatismo, incluso ahora, que habiéndose apeado del burro con un batacazo monumental, todavía siguen en sus trece.
Lo siento por aquellos bienintencionados que votaron a Pujol durante muchos años, que incluso le defendían como si en ello les fuera la vida, y que ahora se muestran compungidos y acongojados, y seguramente buscando un psicólogo que les ayude a superar el trauma, pero no nos engañemos, todavía quedan algunos dispuestos hasta a justificar los hechos y perdonarlos por los servicios prestados, pero a esos que les den, y cuanto antes mejor, porque resulta que era un secreto a voces desde los tiempos de Banca Catalana, no si ya dijo Tarradellas que este individuo no era de fiar, individuo que supo muy bien unir su persona a Cataluña haciendo que muchos creyeran que cuando se le atacaba a él se atacaba a su partido y a Cataluña, manda narices.


Ahora a esperar que actúe la justicia, y dejémonos de comisiones de investigación, como algunos proponen, ya sabemos para qué sirve una comisión, no las del 3%, ya apunta la justicia a su lentitud, y además en discordia con la policía, seguramente si cualquiera de nosotros preparamos la milésima parte de lo que ha hecho esta gente, a la más mínima nos va a buscar la policía nos pone las esposas y esa noche dormimos en el calabozo, y al día siguiente lo más probable es que el juez de turno nos imponga una fianza a la que no podamos hacer frente y como medida cautelar el embargo de todos nuestros bienes, y en este caso todavía no se ha oído nada parecido, no si al final les darán tiempo para disfrutar de lo arramblado, total de momento solo le han quitado la pensión y las prebendas, pobre hombre, le van a dejar a pan pedir, puede que se le ocurra reclamarlo en los tribunales e igual acabamos pagándoselo y con intereses, de devolver lo cobrado y no ganado nada de nada, y está visto que puede hacerlo.


Seguiremos la trama, porque al menos en euros aumenta por horas, a ver si empiezan a salir más nombres que alimenten la intriga, deberían dar para más que el listado de reparto de trabajo a los amigos en comunidades autónomas ,diputaciones y ayuntamientos.
Lo que me sienta como un jarro de agua fría es que diga Rajoy que actuará la justicia y que será igual para todos, y que lo diga justo antes de afirmar que las mejoras en economía han llegado para quedarse, no se, no se, me lo voy a creer por las ganas que tengo de que sea cierto.

Comentarios

Husuario 03/08/2014 09:23 #1
Ahora se cae usted del burro, España. Pues haber pedido muerte... Es decir: pues no haber bailado el agua a los caciques que convencieron a la nación de que el estado autonómico era cojonudo. Muchos hemos sabido siempre que no. Pero la mayoría adocenada, los progres modernos, y los caciques nos trajeron a este huerto de ruina y detrucción donde, al contrario de lo que pasaba hace 40 años, todo empeora un poco cada día.

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: