Vholgado 80x111 copia original

De todo un poco…

Vidal Holgado

De elecciones y aviones

Se celebraron las elecciones andaluzas el domingo pasado y con un resultado prácticamente anunciado por las encuestas, por tanto pocas sorpresas con los números. Ya se ha anunciado el fin del bipartidismo, yo no lo tengo tan claro, puede que sí, pero todavía tiene que llover mucho.

 

Está visto que cada comunidad tiene su idiosincrasia, sino como entender que en Andalucía gane el PSOE con todo el entramado de corrupción descubierto y sospechoso de por descubrir, sería lógico pensar que hubiera sido más perjudicado que el PP, aunque a este no le falte también lo suyo. Se debe pensar que los votantes del PP son menos tolerantes con la corrupción que los del PSOE, pues parece que los hechos así lo demuestran en Andalucía, quizá mientras se mantengan los subsidios, los PER, y otros, la gente prefiera lo malo conocido por si acaso, porque si no fuera así no se podría comprender que no hubieran perdido los dos, y en el peor de los casos parece que Juan Manuel Moreno no ha hecho tan mala campaña, parecía que no iba a dar la talla pero a mí me ha parecido que ha hecho mejor campaña que el PSOE y además ganó los debates televisivos con bastante ventaja, también es cierto que Susana se lo puso fácil, pero razón de más para haber ganado votos.

 

A ver cómo se las apaña ahora el PSOE para gobernar, lo bueno sería que se pusieran de acuerdo PP, Podemos e IULV-CA y nombraran presidente a Maillo, dejando al PSOE en la oposición que va a durar gobernando más que una dictadura, en cuanto se ejecutara la investidura me iría a dar una vuelta por Sevilla para disfrutar de lo que me iban a contar los taxistas.

 

El PP está basando su campaña en la recuperación económica, y es cierto que la economía han mejorado, pero en macro magnitudes, la bajada del paro todavía no se percibe a nivel de calle, la gente no ve que su vecino de enfrente, su familiar, su amigo, hayan encontrado trabajo, todavía la mejora es escasa, tampoco se ve una recuperación de los salarios, que afecta también a los que tienen la suerte de haber conservado el empleo pero le han pegado una buena mordida en la nómina, sin embargo si se ve inmediatamente el aumento de impuestos y la subida de la luz y la gasolina, habiendo bajado el petróleo, que unido al incumplimiento de programa y la reforma laboral les ha hecho mucho daño, cierto que tenían que hacerlo, pero no han sabido explicarlo, ellos mismos lo reconocen, les ha hecho perder muchos votos, si la recuperación económica no se acelera lo suficiente, para que se note a nivel de barrio, las van a pasar canutas en las siguientes convocatorias.

 

El martes se estrelló un avión de Germanwings en los Alpes, ya han corrido ríos de tinta, y lo que quede porque cada día aparece algo nuevo relacionado con el copiloto que parece ser tiró el avión intencionadamente, se habla largo y tendido de las medidas a adoptar para la seguridad de los vuelos, lo que está claro es que siempre que se consiguen ventajas, estas suelen ir acompañadas de algún inconveniente.

 

Como consecuencia del 11S se incluyó en las medidas de seguridad el bloqueo de la puerta de cabina, efectivo cuando el peligro está fuera pero nefasto cuando está dentro, como ha quedado demostrado si realmente los hechos se sucedieron como nos están informando, la seguridad total no existe, eso no quiere decir que no se averigüen las causas por si se puede conseguir alguna mejora, lo cierto es que es muy difícil evitar casos como el sucedido, hay que tener en cuenta que cuando alguien se propone realizar un acto que implica la perdida de la propia vida, las posibilidades de conseguirlo aumentan considerablemente ya que desaparece el miedo a las consecuencias y no es necesario tomar precauciones, es prácticamente imposible que psicólogos y psiquiatras detecten al cien por cien a los individuos de riesgo, aparte de que la anomalía podría aparecer una vez superadas las pruebas, no me creo ni la mitad de lo que están contando del copiloto, tal parece que se comportaba como un elefante en una cacharrería y nadie lo había notado en su trabajo, se supone que lo sabían los médicos que le trataban y no podían comunicarlo obligados por secreto profesional, es todo tan extraño como que el fiscal francés haya declarado el incidente, accidente, suicidio, o lo que sea, como un caso de homicidio involuntario, porque si estaba tan trastornado que no se daba cuenta de que si se suicidaba estrellando el avión los que llevaba detrás se iban con él, entonces resulta muy difícil comprender que fuera capaz de ejecutar el plan, mas bien parece que no le importaba, sea como fuere, lo que tenemos es un avión estrellado con ciento cincuenta víctimas cuyos familiares estarán destrozados y los padres del copiloto por partida doble, porque haya hecho lo que haya hecho era su hijo y por tanto han perdido un ser querido, añadiendo además, aunque no la tengan, un sentimiento de culpa que les hará desear su propia muerte, nadie querría estar en su lugar, solo falta que algún que otro desalmado les haga llegar algún mensaje acusatorio, alguna barbaridad como, amparándose en el anonimato, algunos han soltado en las redes sociales, aunque lo que estos manifiesten no sea digno de tener en cuenta, al fin y al cabo no son más que unos insensatos y cobardes, peor es que personajes de cierta relevancia también hayan hecho manifestaciones vergonzosas, y no me refiero a meteduras de pata, algo que le puede suceder a cualquiera por hablar antes de tiempo.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: