Blog autor

Blog Javier Castellanos

Tribuna de Salamanca

ÂżPC o MAC?

Es lícito creer que alguien que tiene un iPhone y un iPad, como es mi caso, termine por comprarse un ordenador de sobremesa de la misma compañía, Apple, para así cerrar el círculo, pero yo no he tomado esa decisión. Conozco a cada vez más gente que la está tomando pero siempre conservando la dualidad PC y Mac en sus vidas (y en sus mesas).

Un Mac es el ordenador ideal para cierto tipo de personas y usos, al igual que existen automóviles pensados para su uso en el campo, en la ciudad, para familias o para solteros.

Está claro que si eres músico, fotógrafo, diseñador gráfico o te dedicas a la edición de video TIENES que tener un Mac porque en un PC no encontrarás ni el software ni la máquina que necesitas. Para este tipo de tareas un Mac es inigualable. Pero esto no es de ayer por la mañana. Es líder en este segmento desde siempre.

Otra cosa es que gran parte de estas tareas también se puedan hacer con un PC, pero nunca al mismo nivel ni de la misma manera.

Una razón muy habitual para que gente que no es fotógrafo ni músico ni diseñador se compre un Mac es el diseño, la limpieza de cables, el poder tener el ordenador en el salón con una belleza exquisita. A estos siempre les digo dos cosas: al final si has sido usuario de PC durante años te tocará tener los dos durante bastante tiempo con lo que lejos de crear limpieza de cables y estética tu mesa parecerá la de un bróker de bolsa con dos monitores, dos teclados, etc€Ś La segunda es que parece que el diseño y la belleza en la tecnología hoy en día son patrimonio exclusivo de Apple y aunque es cierto en gran medida hay muchos fabricantes que también apuestan por el diseño en los PC€™s. Entre ellos mi amado SONY, que tanto en portátiles como en sobremesa tiene unos modelos a la altura o superiores en diseño a los de Apple.

Otro aspecto que a la gente le suele importar en la tecnología pero que se suele obviar cuando hablamos de comprarnos un Mac es el precio. Toda la gente que va a dar el salto asume de entrada que van a ser mucho más caros. Y punto. En la secta nadie protesta. Es la regla. Ahora mismo un iMac de 21€, el ordenador que normalmente compraríamos para un uso normal, está en 1.149‚Ź . Un PC de sobremesa con ese precio sería más feo pero mucho mejor equipado, sin duda.

Imaginemos que damos el salto a Mac con este equipo.
ÂżQué habremos ganado y qué habremos perdido?
Habrá gente que dirá que no hemos perdido nada porque podemos disponer del Windows dentro de Mac a través de varios programas que emulan un PC. Pero eso, que en principio está muy bien, acaba siendo una estupidez cuando se vuelve habitual. Si tienes un Mac para tener el Windows cargado siempre es que te confundiste al comprar. Si te cambias a Mac te cambias con todas las consecuencias y encontrarás muchas aplicaciones que son excelentes y superiores a las del PC, sobre todo en lo referente a imagen y sonido como he dicho antes.

En mi caso como usuario de Windows y Ms-Dos desde sus primeras versiones allá por los 90 y los 80 respectivamente y como ex-montador de PC€™s en torres (famosos clónicos) durante años, perdería el feeling, la sensación de manejar una máquina que conozco cómo va montada a nivel de cables, que sé desmontar y reparar y que sé poner a funcionar de cero instalando el sistema operativo, formateando, etc€Ś. Perdería la única parcela de libertad que me queda en esto de la tecnología y que es la razón por la que odio la manera en la que Apple hace las cosas para el usuario.

Obviamente mirando como empresa está claro que la manera en que los de Apple han hecho las cosas es la mejor de entre todas las que existen. Por algo esta semana veíamos la noticia de que Apple vale más en bolsa ya que los 32 grandes bancos europeos juntos (esto es muy fuerte).

Seguro que habrá usuarios que quieran de un ordenador únicamente hacer las cuatro cosas habituales y no salirse nunca del guión. Perfecto. Eso se puede hacer con un PC o con un Mac. Pero un PC te da una libertad añadida de poder hacer y deshacer, meterle mano a casi todo de una manera más limpia, personalizar la máquina eligiendo cada pieza de la mejor marca especializada, etc€Ś mil cosas que hacen que cuando alguien, como yo, lleva tantos años usando un PC le de rabia que te quieran meter en un parque infantil de bolas donde, sí, todo es estupendo y funciona fenomenal, pero sólo puedes hacer las cosas que ellos quieren que hagas, y de la forma en que quieren que lo hagas. Así es Apple para todo y esa forma de tratar al usuario la tolero a regañadientes en el móvil pero no en ordenador personal.

Mac siempre fue un ordenador minoritario. Por supuesto poco tienen que ver los Mac de los años 90 con los de ahora, que para empezar llevan procesador de Intel, aspecto éste que para los frikis de los Mac es como si Audi montase un motor chino.

Pero hoy en día Mac tiene una cuota de mercado mundial de ordenadores cercana al 10% que si bien puede parecer poco, sorprende cuando uno ve la evolución en los últimos años.

Pero lo más importante de todo este tema y con esto os dejo es: ÂżPara qué me voy a cambiar de sistema de ordenador y tener que aprender de cero si parece que pronto los ordenadores serán cosas del pasado y estaremos todos sólo usando tablets? Esto, que puede parecer hoy de ciencia ficción es una clara tendencia. Quizá no para un año ni para 3 pero, ÂżQuién se atreve a negar que dentro de 10 años cuando vayamos a un Mediamarkt nos encontraremos decenas de tablets para elegir y solo un par o tres de ordenadores? Los primeros en caer serán los de sobremesa. La gente ya no quiere algo que no se mueva. Tendremos un futuro con portátiles y tablets y luego, Dios dirဦ. (sustitúyase Dios por Steve Jobs según convenga).

Seguiremos informando

Javier Castellanos
Twitter: @judicatario

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: